De climas, plantas y geografía

“Para empezar una huerta, lo primero que tienes que saber es en qué parte del planeta estás parada.”

Fue lo primero que me dijo mi ex-jefe cuando le pregunté qué pasaría si plantaba una semilla de mango en mi jardín. Se rió como loca por cierto y no la culpo porque fue una pregunta estúpida, lo sé. Por más que me gusten los mangos y por más empeño que le ponga al asunto, no hay posibilidad de que la semilla si quiera germine por estas latitudes. Así que, siguiendo el consejo de mi mentora, me puse a investigar qué implica vivir en Nova Scotia, Canadá en términos de horticultura.

Sol solecito, calientame un poquito!

Decir que el sol es importante para las plantas es como afirmar que el agua moja. Muchos pensarán que para empezar una huerta lo primero sería hincar la pala en la tierra, hacer surcos y sembrar las semillas, pero en realidad lo primero que tenemos que hacer es observar, especialmente el recorrido del sol en el lugar que hemos elegido para que nuestras plantas crezcan.

Observar quiere decir en este caso, identificar los lugares más soleados o más sombreados de nuestro patio o en el interior de nuestra casa, en caso de que queramos usar macetas. Todos sabemos que el sol aparece por el oriente y se oculta por el occidente pero la forma cómo lo hace no es la misma en todos los lugares del mundo ni en todos los meses del año.

Esto me lleva a recordar una grafiquita que uno ve en la clase de geografía en el colegio:

mapa-zonas-climáticas-FA

 

Vivo en Canadá, lo que significa que estoy ubicada por encima del Trópico de Cáncer, lo que a su vez quiere decir que por estos lares se producen las tan populares cuatro estaciones: Invierno, Primavera, Verano y Otoño. Esto también pasa en el sur, debajo del Trópico de Capricornio. La diferencia es que mientras en Canadá, el norte de Estados Unidos, la mayoría de países Europeos y Rusia estamos enterrados hasta la nariz de nieve en Invierno, mis amigos en Argentina, Australia o Sudáfrica seguramente están tomándose unas cervecitas para bajar el calor de la playa veranera.

Vivir en la zona Tórrida o Cálida (la franja anaranjada de la grafiquita) hace que la jardinería sea más fácil ya que todo el año la temperatura generalmente es constante, al igual que las horas diarias de sol que reciben durante el día y la dirección de sus rayos. En este sentido, el ciclo de siembra y cosecha se puede empezar relativamente en cualquier momento y lo único que hay que tener en cuenta es el piso térmico en donde se esté y cuáles son las épocas de lluvias y sequías.

Por el contrario, quienes vivimos en las zonas templadas por encima de los Trópicos de Cáncer o por debajo del Trópico de Capricornio no tenemos la dicha de recibir los rayos del sol de manera constante, sino que cambia con el pasar de las estaciones, lo que hace que tengamos una temporada limitada de jardinería marcadas por dos fechas específicas: La Última Helada del año que ocurre en Primavera y la Primera Helada, que ocurre al principio del Otoño. Estas dos fechas marcan el inicio y fin de nuestro ciclo de crecimiento y el desarrollo de nuestras plantas. Este periodo se conoce en inglés como The Growing Season. Todo lo que ocurra fuera de esas fechas está condenado a morir o hibernar en la profundidad de la nieve o el frío del Invierno.

Además de saber las fechas exactas de las Heladas, necesitamos saber nuestra Zona de Crecimiento, o the Growing Zones, en inglés. Dicha zona se define de acuerdo a qué tan lejos estemos de los Trópicos de Cáncer o Capricornio y qué tan cerca de los Círculos Polares. La zona es una referencia que nos ayuda a saber cuáles plantas podemos sembrar y cosechar en nuestra área de acuerdo a la temperatura promedio.

NovaScotia-Hardiness-zones-final

Por ejemplo, yo que vivo en Halifax, y como pueden ver en la imagen de arriba, me encuentro en la Zona 6b. En esta zona, la Última Helada ocurre alrededor del 6 de mayo y la Primera Helada ocurre alrededor del 19 de octubre. Esto me da en promedio 170 días de jardinería en los que las temperaturas generalmente se mantienen entre los 5℃ y 25℃, y recibimos un promedio de 10 a 15 horas de sol diarias, suficiente para que la mayoría de plantas se desarrollen completamente junto con sus frutos.

Entonces en dónde podemos averiguar nuestras fechas de las Heladas y la zona de crecimiento?. Pues les cuento que están de suerte y para que vean que soy muy buena gente, les voy a acolitar la pereza de preguntarle a Google. Hace poco encontré una página buenísima en la que pueden encontrar las dos cosas!! a un sólo click!: PlantMaps.com

… De nada, siempre a la orden!

3 thoughts on “De climas, plantas y geografía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *